lunes, 3 de abril de 2017

La Reforma Pro Salud y la carne limpia

“Y dijo Dios: He aquí que os he dado toda planta que da semilla, que está sobre toda la tierra, y todo árbol en que hay fruto y que da semilla; os serán para comer”. Génesis 1:29
Reforma-Por-Salud-Carne-Limpia
Cuando Dios creó al ser humano, le estableció un régimen alimenticio basado en el consumo de toda clase de semillas y frutas; este régimen era el más sano y natural posible, por cuanto contribuía a mantener en el mejor estado de salud a cada órgano que forma parte de la asombrosa estructura corporal y emocional del ser humano.
 Esto quiere decir que el propósito original de Dios consistió en que el ser humano mantenga siempre un régimen alimenticio natural e integral, libre de productos de origen animal, por cuanto estos últimos no tienen la misma calidad que los alimentos integrales.